Al contestar a una solicitud de empleo además del CV se debe incluir una carta de presentación que es la oportunidad para establecer motivos claros por los cuales el empleador debería contratarnos, para mostrar cómo somos y qué tenemos para ofrecerle a la organización.

Al redactarla conviene evitar estos errores que son frecuentes y nos alejan de nuestra posibilidad de ser incluidos en la primera fase de la búsqueda.

• Falta de comunicación del verdadero propósito de la carta.

• Incluir contenido aburrido.

• Diseño, expresión y estética sin profesionalismo.

• Incluir errores de gramática y expresión.

• Utilización de palabras embarazosas y en voz pasiva.

• Obviar el comentario acerca de las expectativas personales y laborales.

• Incluir contactos de referencia inexistentes y erróneos.

• Enviar la carta a la persona equivocada ó al lugar equivocado.

• Calidad de impresión pobre, aburrida, etc.

• Párrafos demasiados extensos.

• Imprimir en papel de mala calidad.

• Sacar fotocopias de una misma carta y utilizarlas para varios envíos.

• Utilizar sobres que no coincidan con el tamaño de la carta.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta