El 2017 podría ser el año de las energías renovables, generando nuevas inversiones y empleos en los proyectos aprobados por el gobierno nacional

El Presidente argentino Mauricio Macri apostó desde el comienzo de su gestión a la llegada de capitales extranjeros para empujar el crecimiento de la economía. A días de empezar las funciones, arriesgó que a lo largo de 2016 llegaría una “lluvia de inversiones”, confiando en la reacción que tendrían los mercados tras la salida del cepo al dólar y del default.

Sin embargo, el ánimo y el optimismo de a poco se fueron apagando. La realidad es que, a poco más de un año de iniciada la gestión, fueron pocas las actividades productivas que vieron llegar fondos frescos y tuvieron un desempeño positivo.

Una de las pocas que cumplió los pronósticos del mandatario fue la de generación de energía a partir de fuentes renovables, indica un artículo publicado en el suplemento Iprofesionales, en Infobae.

A través de dos subastas, el Gobierno adjudicó 59 proyectos de energías eólica, solar, biogás, biomasa y mini-hidroeléctrica.

En Misiones, la adjudicada fue la empresa Pindó SA con su proyecto de ECO Energía, a partir de la generación de energía por medio del aprovechamiento de la biomasa forestal que podrá vender a la red nacional.

Ante estos resultados, la “mesa chica” coincidió en decretar el 2017 como “el año de las energías renovables”.

¿Qué implica? Además de marcar un camino como política de Estado, en la práctica obliga a destacar esa leyenda en todas las documentaciones que emitan las dependencias públicas de la administración nacional.

Ya en su campaña, el por entonces candidato de Cambiemos difundía por Facebook una foto que decía: “Me comprometo a impulsar las energías renovables”.

En el Poder Ejecutivo hay optimismo y este gesto fue una forma de reconocer a un sector que le dio al Gobierno la mayor alegría del 2016 en materia de inversiones.

Además, en poco tiempo habrá elecciones y las renovables ocuparán un lugar preponderante en la campaña.

Por eso más que un premio, muchos vieron en dicho gesto un pedido de continuidad.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta