Después de trabajar con cientos de personas en docenas de diferentes carreras e industrias, he descubierto que la mayoría seguimos lo que yo llamo el camino “oportunista” de nuestra carrera.

La mayoría de nosotros, trazamos nuestro curso de Carrera mediante oportunidades de trabajo al azar. Y nos lanzamos a estos empleos con entusiasmo y, si tenemos suerte, con satisfacción. Sin embargo, muchos otros, tomaron una oportunidad laboral que terminó por hacerlos infelices e insatisfechos y luego, languidecen por años en esos trabajos porque no saben cómo salir.

¿Cómo podemos encontrar y aprovechar mejores oportunidades? El factor fundamental es tener en cuenta todos los componentes que están en juego en la elección “correcta”.

Construir una carrera “por diseño” significa deliberar sobre las decisiones de carrera. Significa no saltar ante la primera oportunidad. Significa tener una idea clara de lo que quieres que sea tu carrera, ahora y en el futuro.

Considere estas preguntas de carrera como una forma de trazar su lugar actual en el mundo del trabajo, y lo que podría tener que hacer para encontrar una oportunidad mejor y más satisfactoria:

• ¿Cuál es tu carrera actual?
• ¿En qué estapa de la Carrera te encuentras?
• ¿Qué es lo que realmente quieres ser / hacer?
• ¿En qué eres Bueno?
• ¿Qué es lo que amas hacer?

Parece simple y hasta obvio pero, muchas personas se lanzan a una Carrera sin siquiera hacerse estas preguntas.

En el pasado, la gente pasaba carreras enteras dentro de una misma organización. Muchos tomaban la primera oportunidad que se les ofrecía y, pese a estar insatisfechos, permanecían en el mismo lugar. Su decisión de carrera no estaba planificada ni tenía como objetivo la satisfacción sino el salario. Como consecuencia de ello, se generó frustración y desilusión, y la gente empezó a rotar de empleo en empleo sin saber claramente qué es lo que quería.

Actualmente, los Millennials creen que la rotación de empleo es la regla y no la excepción. Consideran los empleos como proyectos y no como compromisos de por vida. Sin embargo, es tan importante para ésta y las generaciones posteriores, trazar un camino de carrera y escoger las oportunidades de trabajo que más se conectan con ese plan.

Un empleo, una carrera implican ocho horas de trabajo diario, cinco días a la semana (o más), durante un promedio de 40 años. ¿Quieres pasar todo ese tiempo insatisfecho y frustrado o, prefieres ir cada día a trabajar por un propósito, por algo que te satisfaga y tenga sentido?

La carrera de tus sueños existe. Sólo debes dedicarle tiempo y pensar cuál es. Luego, sólo tienes que hacerlo.

Fuente: Nancy Sullivan – Vice Presidente Senior y Directora Regional de Lee Hecht Harrison R.U.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta