Mientras que los «millennials» y su cultura no están incorporados al 100% en sus empresas, varios de sus miembros ya ocupan cargos jerárquicos. Hoy en día necesitamos comprender desde qué óptica asumirán sus responsabilidades laborales.

El choque generacional entre estos colaboradores -que hoy tienen entre 18 y 35 años- y sus superiores fue inevitable. Aún así, los interrogantes persisten: ¿Están listos los directivos para satisfacer las demandas de la Generación Y?

Según los especialistas, se necesitan nuevos modelos de liderazgo en las empresas y adaptarse al cambio será fundamental para alcanzar el éxito.

Conocer cómo son, su manera de pensar, qué buscan, y qué desean los minellials es fundamental a la hora de captar los mejores talentos.

«El modelo ha cambiado y sería un desacierto usar con sus miembros un lenguaje ya viejo. Para ellos, la posición y el salario no son, fundamentalmente, los elementos clave en el momento de buscar o elegir un trabajo», aseguró Noelia de Lucas, Directora Comercial de Hays España.

Añadió que para los miembros de la Generación Y, un líder tiene que ser capaz de motivar y apoyar al resto. Estos jóvenes desean sentirse apoyados, asesorados y motivados. Quieren aprender y no actuar según el dictado de sus superiores.

Además, les gustaría ver a sus jefes como amigos, como gente de confianza. Para un millenial, el jefe ideal es aquel con el que pueden hablar de asuntos de trabajo pero también privados.

«La Generación Y quiere ser gestionada de otra forma, lo que obliga a rediseñar los viejos modelos. El liderazgo de la Generación Y exige una retroalimentación diaria, necesitan saber que están comprometidos con lo que están haciendo y el motivo por el que lo están haciendo», agregó la experta española.

La Generación Y se siente a gusto en la distancia corta, gusta de las relaciones personales, y por eso tienen preferencia por entornos laborales de tamaño medio, Pymes, donde es más fácil establecer altos niveles de compromiso de los empleados derivados de un enfoque de la gestión más cercano. Más aún, de acuerdo a la consultora española, 61% de los «Millennials» aspira a formar su propia compañía.

Por último, concluyó la experta, las empresas que desarrollen un modelo de liderazgo adecuado serán capaces de atraer a los mejores de esta generación y podrán obtener lo mejor de ellos.

La Generación Y quiere que las empresas faciliten una formación continuada que les permita avanzar en sus carreras.

El conjunto de habilidades interpersonales necesarias para satisfacer estas demandas será un nuevo desafío para quienes lideran las compañías en donde se desempeñe esta nueva camada.

Fuente: IProfesional

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *